¿Ocultismo en mi vida? Jamás

Hoy tocaré uno de esos temas que no suelen tocarse, hoy escribiré de aquellas cosas que complican nuestro desarrollo y crecimiento como personas sin darnos cuenta. Muchas veces nos preguntamos por qué no salimos de determinada situación, que por qué Dios no actúa rápido en nuestra vida, y le damos vueltas y vueltas buscando un porqué sin encontrar una respuesta definitiva. La resolución a esa interrogante tiene que ver con qué cosas nos están atando, qué estamos haciendo que a Dios no le agrada y aun peor, le impide bendecirnos con ese tremendo ímpetu que Él quiere.

En nuestra vida existen obstáculos que no permiten que esa cascada de bendiciones venga, bloquean a los sucesos buenos que sucedan en nosotros y nunca experimentamos completamente el favor de Dios. Te estarás preguntando cuáles cosas ¿o no? Creo que ya capté tu atención después de párrafo y medio. A Dios le gusta la exclusividad, a Él no le gusta compartir su gloria con nadie y en ese sentido nosotros muchas veces no le damos la exclusiva de nuestra vida a Él, sino más bien alternamos o compartimos con otras personas, prácticas u objetos.

¿Eres una de esas personas que cuando hojean el periódico no pueden dejar de leer la sección de horóscopo? Le pones tanta atención a lo que dice el horóscopo acerca de tu signo que eso es precisamente lo que tienes en tu mente todo el día; y lo que dice Dios o lo que pudiera decir ni siquiera lo pones en la mesa, mucho menos le prestas atención. En ese momento estamos compartiendo su gloria, que es algo que no le agrada en lo absoluto, y tu poca fe hace que se corte ese torrente de bendiciones. ¿Cuántas veces te han “leído” la mano? Ya bien sea de broma o no, te has expuesto a maldiciones sin saberlo, ¿todavía no le has pedido perdón a Dios por esa “insignificancia”? estás a tiempo para cortar esa maldición que tarde o temprano pudiera empezar a tocar tu vida. Es cierto, tenías curiosidad y dices “pues, solo puse la mano para que me dijera un par de cosas”, justamente en ese momento sea en serio o no has desagradado a Dios. ¿Te han leído las cartas? Este es otro acto que solemos hacer solo por diversión o solo por experimentar todo en la vida y que nadie nos cuente. Hay cosas que es mejor no hacerlas y es preferible que nos cuenten. El mundo espiritual no es un juego y es tan real o más que el mundo físico al cual estamos acostumbrados a ver.

Muchos en horas de “diversión” han jugado Güija sin saber que ese “juego” ha detenido o detendrá el paso libre de las cosas buenas en la vida, que vienen de parte de Dios. ¿Todavía guardas esos libros de hechizos y de magia en tu casa? Ahora es momento de sacarlos, quemarlos o destruirlos y botarlos en la basura. No ayuda en nada guardar ese tipo de literatura en tu repisa de libros. ¿Qué tienes en tu biblioteca musical? ¿Qué fotos tienes en tu computadora? ¿No será hora de hacer una buena limpieza en tu casa, en tu cuarto, en tu carro? ¿Qué tal ese montón de ajos que tienes en la puerta de tu casa? ¿Qué tal esa pata de conejo que tienes colgando en el carro? Son simbolismos que interfieren en tu relación con Dios.

Todas esas cosas que hemos leído no proceden de Dios, de ese Dios que hace milagros y cuida de ti y de mí. Será mejor que hoy mismo hagamos una limpieza profunda y dejemos de hacer algunas actividades que solían ser normales pero que ahora viéndolo desde este punto de vista son fuertes muros para que Dios se manifieste en toda su gloria. Dios quiere bendecirte mucho más de lo que ha hecho, pero debes estar preparado para recibirlas. Hoy es tiempo de hacerlo, no cuesta nada. Tu mereces el favor de Dios, proclámalo y confiésalo este mismo día y verás cómo las personas te tratarán mejor y milagros se volverán cotidianos.

Hechos 19. 18 Y muchos de los que habían creído venían, confesando y dando cuenta de sus hechos. 19 Asimismo muchos de los que habían practicado la magia trajeron los libros y los quemaron delante de todos; y hecha la cuenta de su precio, hallaron que era cincuenta mil piezas de plata.

Nota: Si necesitas consejería, dar una capacitación y/o mensaje, contáctame a través del blog con un comentario.

por Josué Manuel Guzmán

Pastor y Director de Mi Porción Diaria: josueguzman.wordpress.com


Déjame conocer que piensas

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: